La guerra de las encuestas

Estamos a unos tres meses de las elecciones generales del 15 de mayo y a partir de esta semana se inició una de los acontecimientos que matizan todo proceso electoral: La guerra de encuestas. A partir de ahora empezarán a publicarse una serie de encuestas con la intención de ir trazando las pautas de cómo va el proceso y de influir sobre diversos sectores.

La publicación de encuestas ya es una tradición en el proceso político dominicano.

Existen algunas ya conocidas y respetadas por sus aciertos, pero también en este período aparecen una serie de “vivos”, que inventan “empresas de investigación electoral” y publican encuestas que no tienen ningún asidero científico y lo que hacen es desprestigiar a quienes supuestamente quieren favorecer. Precisamente esta semana, salió publicada una supuesta encuesta realizada a través del wasap, sin ningún rigor ni base seria, que su único interés era posicionar a un candidato que por más que hace no llega de un 30% en la preferencia del electorado.
En nuestro país hay tres encuestadoras que ya son parte de la tradición electoral y que han estado muy cerca de los resultados finales en los últimos procesos. Se trata de la Gallup, de Grenberg y de Penn And Shoen. Estas frmas encuestadoras tienen una presencia histórica en nuestros procesos y siempre han mantenido un estricto apego a las normas objetivas y científicas para realizar sus investigaciones. Existen otras dos, la Sigma Dos y Asisa, que también realizan un trabajo objetivo y muy profesional, pero ambas de alguna manera trabajan de forma directa o indirecta con dos sectores políticos del país, y eso les quita un poco de alcance a su trabajo para el público.

encuestas

En esta semana una de esas firmas que han marcado la tradición de encuestas en la nacion dominicana, la Penn and Shoen, ahora denominada Marx Penn, dío a conocer los resultados de un estudio del mercado electoral realizado entre el 6 y el 10 de enero, a una muestra de 1,000 personas. Esa encuesta determinó que si las elecciones fueran hoy el presidente Danilo Medina ganaría con un 57.3%, Luis Abinader obtendría un escaso 27.4%, Guillermo Moreno 3.6%, Amable Aristy 2.5% y Quique Antún 1.2%. Los indecisos serían un 4.2%.
Esta encuesta de Marx Penn y el grupo SIN, confirma lo que es un secreto a voces en el país: Danilo gana sin problemas las elecciones en primera vuelta y muy probablemente por encima de un 60%. Cuando se consolidan los resultados de esa encuesta y se le suman a Danilo los 2.5% de Amable y el procentaje que le corresponde de los indecisos, el presente Medina alcanza el 62% de la preferencia electoral.
La encuesta establece que la razón principal de la popularidad de Danilo es por su buena gestión de gobierno. Confirma que la población entiende que Danilo es un presidente honesto y que su mayor apoyo está en las mujeres, el sector más activo para votar, y los jóvenes, el sector que representa la esperanza. Asimismo, la encuesta Mark Penn muestra el grave error que cometió el PRM de hacer un acuerdo con el PRSC, dandole la mitad de los cargos a un partido que no llega a un 2%.
La primera encuesta creíble que se publica este año confirma lo que se siente en toda la sociedad dominicana: Danilo es un candidato imbatible, ganará en primera vuelta, tiene una gran popularidad por su gran gobierno, la gente lo admira y quiere que siga gobernando el país por cuatro años más.

Tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *